Durante mi viaje a Portugal quise reservar una tarde para descubrir algunas de las cervecerías donde se sirven cervezas artesanas o cervezas internacionales.

No os voy a engañar, al igual que en España, en Portugal puedes encontrar dos cervezas, Sagres y Super Bock, en prácticamente, cualquier bar.

La primera, perteneciente al grupo Heineken, ya la había probado en Londres hace años y sinceramente, la versión internacional tiene menos gas y te hincha menos que la versión portuguesa.

La Super Bock fue una agradable sorpresa, es producida por Unicer, perteneciente al grupo Carlsberg y es una lager muy suave, una cerveza media, ideal para beber fría.

Pero, indudablemente, la parte interesante de Portugal, eran sus cervezas artesanas o por extensión, aquellas ofrecidas en sus cervecerías más especializadas.

Ya en el Algarve, visitando Lagos, pude probar algunas de las cervezas de Dois Corvos, Cerveja Musa y +351 Cerveja, algunas de las referencias portuguesas a tener en cuenta.

LisBeer

La primera toma de contacto con los locales lisboetas fue en LisBeer, situado a la salida de Alfama hacia la parte baja de la ciudad. Un local con juegos de mesa, en un viejo bajo, decorado con muebles viejos de casa, buena música y por supuesto, buenas cervezas.

Muchas referencias españolas, como Garage Beer Co, Bidassoa Basque Brewery o Basqueland Brewing Project, buenas cervezas, algunas de las cuales acabe probándolas ya que suelen ser de mucha calidad.

Estrené la velada con una IPA correcta, la Sex And Cande de 18th Street Brewery, una cerveza americana, que emplea los lúpulos Chinook y Cascade, con un sabor intenso, afrutado. Aunque, no sé si por ser la primera de la tarde no me acabo de convencer del todo. La cerveza además tiene un 7.5% ABV que ayuda a fortalecer los sabores de la IPA pero que como digo hicieron que únicamente recibiera un 2.5 sobre 5 en Untappd.

A continuación una cerveza local, de los lisboetas Oitava Colina, su blonde ale Vila Maria, una cerveza con un sabor muy fresco e intenso a la vez. Sencilla pero completa a la vez, fácil de beber, con 5% de ABV y una amargor de 25 IBU. Una muy buena cerveza que recibió un 3.5 sobre 5 en Untappd.

La siguiente cerveza fue la IPA de Dois Corvos, denominada Creature. Elaborada con lúpulos americanos y maltas británicas, el toque que le da el agua lisboeta parece ser la clave para conseguir una IPA muy aromática y sabrosa. Con una graduación de 6.8% ABVy un amargor de 60 IBU la puntué con un 3 sobre 5 en Untappd.

La última cerveza de este primer día en Listbeer fue la Frank APA de Cerveja Musa, una pale ale americana muy sabrosa, ligera y fresca. La Frank APA tiene una graduación de 5% ABV y un amargor de 35 IBU, en Untappd la puntué con un 3.25 sobre 5.

Trobadores Taberna Medieval

La segunda parada de este primer día de ruta cervecera fue Trobadores Taberna Medieval, un curioso local ambientado como una taberna medieval con barriles, chimenea, mesas de madera, todo muy genuino.

Dos cervezas portuguesas fueron las elegidas en este local. Primero la IPA americana de Oitava Colina Urraca Vendaval, una cerveza con un sabor intenso, la amargor exacta y un aroma afrutado que la dotan de un cuerpo y un equilibrio espectacular.

Sin lugar a dudas, una de las mejores IPA que pude probar en Portugal. Su graduación es de un 6% ABV y presenta una amargor de 56 IBU. Muy compensada en todos los aspectos, por eso la puntué con un 3 sobre 5 en Untappd.

Y para acabar este primer día conociendo algunas de las cervecerías de Lisboa, una cerveza ligera como la Lince Blonde de Cerveja Lince. Una blonde ale con valores muy bajos, tanto de graduación, con un 5% ABV como de amargor, con sólo un 20 IBU.

Se trata de una blonde ale con sabores afrutados, muy ligera de beber, refrescante, resumiendo, una cerveza sin complejos ni complicaciones por eso la evalué con un 3 sobre 5 en Untappd.

Y con esas seis cervezas completé mi primer día en la búsqueda de las cervezas artesanas portuguesas.

Como curiosidad, las cerveceras de Musa, Cerveja Lince y Dois Corvos están situadas todas en la misma zona, así que otro punto interesante es organizar una visita con cata, aunque es algo que hay que mirar con más tiempo y ajustar las fechas dependiendo de la disponibilidad.