Como todos los años los chicos de EA han sacado una nueva edición de su videojuego de fútbol. Como siempre, es de destacar la fenomenal banda sonora, los gráficos de las repeticiones y la gran cantidad de modos de juego existentes y.. y poco más.

Llevo más de un año leyendo que la serie FIFA ha dejado atrás a PES de Konami y desgraciadamente cada vez que le doy una oportunidad me encuentro con la misma decepción.

Indudablemente, no sé si el salto de calidad de FIFA únicamente se dá en las consolas de nueva generación, pero la versión para la portátil de SONY deja mucho que desear.

fifa09

Por partes.. si jugamos un partido rápido, no tardamos mucho en darnos cuenta que el nivel de juego de la máquina es bastante elevado (indudablemente se puede cambiar): cuadran los pases, sus jugadores se van siempre por velocidad y pueden hacernos un par de goles con suma facilidad.

Su precisión matemática acompaña a los múltiples fallos en el cambio de control de jugadores, los desajustes en defensa y los ataques desordenados de nuestro equipo. A pesar del avanzado editor de formaciones incluido, que permite editar por completo cada posición dentro del terreno de juego, siempre tienes la sensación de que tus jugadores no saben ni donde están.

Otro error importante es el respectivo a la efectividad de tus jugadores, aunque es relativamente fácil marcar goles, fallan aquellas jugadas más sencillas, como regatear al portero y a puerta vac mandar el balón fuera (aún debería estar clavada la pierna en el cesped por cometer semejante atropello)

Los modos de juego incluyen un novedoso modo carrera, en el que controlas a un único jugador y sigues toda su carrera como profesional, lo he probado levemente, porque se hace un poco aburrido el estar pidiendo el balón constantemente en los partidos y esperar que te la pasen.

El modo manager está lejos de ser una maravilla, promete mucho pero se queda en eso.. tiene bastantes carencias, por ejemplo, la única fuente de ingresos son las entradas, el patrocinador y la venta de jugadores. Al final, con los gastos que generan los salarios, las mejoras de personal, la búsqueda de jugadores, los fichajes y las renovaciones, te toca desmantelar el equipo y rezar para no entrar en bancarrota. ¿Dónde están los beneficios de la champions y las cadenas de televisión?

Tal vez, el mejor modo de juego sea el trivial, al menos aprendes algo sobre fútbol.

En resumen, analizándolo friamente, no es el juego de fútbol definitivo y está bastante lejos de serlo, al menos para PSP. A falta de probar PES, creo que lo superará en la sensación de juego y los nuevos modos de juego acaban aburriendo y decepcionando.

Un juego para como mucho, dos semanas, al final aburre, casi era mejor el juego de la EURO 2008, no se hacia tan pesado. Lo malo es que entonces los jugadores de la selección todavía no eran tan buenos.