Columna de la VictoriaAl fin, el resumen de la fiesta de las fiestas. Por lo menos por este año.

El Love Parade surgió a finales de los 80, exactamente el año 89. Durante sus primeros años fue una fiesta de la escena electrónica berlinesa, alemana, europea y finalmente, mundial. Esa globalización hizó que el evento fuera comercializado y este año se ha celebrado porque una cadena de gimnasios de fitness ha decidido correr con parte de los gastos.

Pero vayamos a lo que realmente interesa, la fiesta. Supuestamente todo empezaba a eso de las 12 del mediodía con unos sets de DJ‘s noveles y promesas de la música electrónica alemana. A las 3 empezaba el desfile de los camiones y a las 6 las actuaciones en los escenarios centrales.

Nuestra primera aproximación fue a eso de las 11 de la mañana cuando todavía no había comenzado nada. En la galería de fotos pueden verse varias imágenes de ese primer paseo por el Tiergarten. Ya había gente esperando, se estaban preparando los puestos de la bebida y los camiones.

Aprovechamos para ver la calle 17 de junio y comprarnos las camisetas oficiales en el puesto que había cerca de la puerta de Brandenburgo. Menos mal que las compramos porque se agotaron todas.

También pudimos comprobar lo bien situados que estabamos en la pensión a sólo 10 minutos en metro de la zona de fiesta.. genial por Alexander y su pensión :)

A las 3 de la tarde cuando habiamos cargado las pilas nos dirigimos hacia el lugar. La verdad es que había zonas de la ciudad donde parecía que no hubiera tal fiesta, pero cuando llegabas allí te daba la sensación de que toda la ciudad estaba de fiesta (cosas de vivir en la aldea del Arce)

Al principio fuimos ojeando los camiones que había en la parte de la salida del metro, después de llegar a la calle central atravesando parte del parque. Y finalmente nos dirigimos a la Columna de la Victoria, donde nos cruzamos con el camión de DJ Tiësto, rodeado de multitudes de gente y donde hasta el conductor bailaba.

Indudablemente es imposible vivir todas las fiestas paralelas de los camiones y optamos por quedarnos en un punto y que fueran pasando.

A eso de las 5 nos aventuramos a pillar unas birras, los alemanes e ingleses se ponen ciegos con ellas, pero vamos, a mi no me dieron ni ganas de mear. Al menos nos refrescamos, porque frías si que estaban. Las tenían entre hielo, pero había que hacer unas colas bastante largas.

Además las cervezas tenían un extraño sistema de promoción, comprabas una y te daban unas monedas de plastico con el emblema del Love Parade y cuando ibas a comprar otra, si llevabas la lata y la moneda te descontaban medio euro.

Entre paseo y paseo se hicieron las 6 y quería ver a Rea actuar en directo, como homenaje a Marc Spoon. Fallecido a principios de año y creador del famoso Jam & Spoon – Rain in the nigth, componente de Storm y demás.

El directo estuvo genial, se interpreto el tema Be Angeled, que compusieron para la película del mismo nombre y que gira entorno al Love Parade.

Después de ese momento emotivo la fiesta continuo, los DJ‘s fueron desfilando por los dos escenarios centrales. Mención especial para Miss Yeti, Anja Schneider, DJ Tiësto, Westbam, Ricardo Villalobos y Paul van Dyk. Sin duda los que más me impactaron y los tres últimos los que más pasiones levantaron.

Sonaron temas clásicos como el Born Slippy de Underworld, Imsomnia de Faithless, Saltwater de Chicane y tantos otros.. en resumen un festival como mandan los cánones.

Eso y la gente dispuesta a pasárselo lo mejor posible. Gente disfradaza, gente con poquísima ropa, abuelos, turistas, familias enteras,.. todo tiene lugar en el Love Parade.

Este tipo de festivales puede vivirse siguiendo un camión o bien situándose en un punto donde pasan todos y escuchando entre camión y camión el escenario central, es la opción que elegimos debido a que a esas horas la expectación era máxima y se acumulaban personas por todas partes, personas de todos los puntos del planeta. Aquellos que no habiamos podido vivir las ediciones anteriores.

Love Parade 2006

Personalmente no voy a entrar a valorar si ha sido mejor o peor que otras, porque a mí la primera vez que lo ví me dejo marcado. Para mí el mejor Love Parade será siempre el de 1.998, año además en que se grabaron allí imágenes para una de mis canciones preferidas: For an Angel de Paul van Dyk (el ángel es la estatua que corona la Columna de la Victoria)

Pero a pesar de eso me quedo con la experiencia vivida en Berlín y estoy ansioso porque llegue el año que viene.

Como anécdotas, debido a que se agotaron las camisetas por la mañana a David llegaron a ofrecerle la camiseta que llevaba un tipo en ese momento, las zapatillas y 20 €, cuando la camiseta costaba 10 €. David les decía que las vendían al final, al final de la calle :D

El final de la fiesta, con la oscuridad ya de la noche fue para Paul van Dyk, el DJ berlinés dió un recital de músical la gente ya estabamos cansados pero seguiamos sin poder dejar de movernos.. y por último la interpretación del himno en directo y las famosas olas con luces azules iluminando la Columna de la Victoria.

The Love Parade is Back!! See you the next year, here in Berlin!!

Así concluyó una de las mejores fiestas del año 2.006.